Jugo de Aloe Vera

Con trocitos de sábila, sin azúcar y un delicioso sabor a frutas tropicales.

aloe vera planta

Exquisito Jugo de Aloe Vera sin azúcar, con un delicioso sabor a frutas tropicales y trocitos de sábila.

Introducción


El Aloe Vera o Sábila es probablemente una de las plantas más reconocidas en el mundo. En México no es poco común ver en las casas o negocios plantas de Aloe Vera, ya que la creencia popular es que alejan las malas energías. También existen rituales como el atarles un listón rojo a las hojas o colocar monedas al fondo de la maceta de la Sábila para atraer la fortuna y el dinero. Sin embargo, estas propiedades místicas se le han atribuido gracias a sus no tan místicos y muy reales poderes curativos. El Gel de Aloe Vera ha sido usado por muchos siglos y, en todo el mundo como un poderoso cicatrizante, ya sea de uso tópico o ingerido. Usualmente se emplea para el tratamiento de quemaduras, lesiones o infecciones tópicas, pero es tan efectivo que, incluso en la antigüedad, se le ha utilizado de forma cosmética.

planta aloe vera

Historia y Origen

Saber el origen de la milagrosa planta de aloe vera es casi imposible ya que, gracias a sus cualidades curativas y resistencia a los cambios bruscos de temperatura, fue importada a distintas civilizaciones, extendiendo su cultivo por todo el mundo. Recientes estudios genéticos multinacionales han concluido que esta planta es originaria de la península Arábiga, aunque aún se requiere de más investigación para poder asegurarlo.

Al rededor del mundo

aloe vera Egipto

Por otro lado, indicios fosilizados de Aloe Vera han sido encontrados en China, África y Egipto probando su existencia desde hace al menos 4000 años, aunque los registros escritos datan de mucho más atrás. Se han encontrado grabados en tumbas faraónicas del 4000 a.C. en los que aparece el uso del Aloe Vera, probando que por sus cualidades. esta planta era altamente apreciada e incluso venerada por la cultura egipcia. Sin embargo, se han encontrado registros del uso del Aloe Vera para el tratamiento médico en casi todas las civilizaciones, siendo el más antiguo unas tabletas Sumerias que datan de 1750 a.C. en las que se describe su uso como laxante.

En el Papiro Ebers, escrito alrededor del año 1550 a.C., el cual se cree es un recopilado de documentos pasados de origen egipcio, se encuentran más de 700 formulas farmacéuticas, de las cuales, 12 incluyen el uso de Aloe Vera para el tratamiento de dolencias externas e internas.

Textos encontrados provenientes de la India, que datan del 700 a.C., la señalan como una planta sagrada e incluso se le atribuye un efecto rejuvenecedor. También se le conoce como “la curadora silenciosa” y se describe su aplicación parta la salud y en remedios rejuvenecedores.

Su uso en la Guerra

En la medicina griega, el Aloe Vera fue altamente estudiado por grandes mentes como, por mencionar las más influyentes, Hipócrates de Cos, conocido como “padre de la medicina”, Aristóteles quien a pesar de ser conocido como el “padre de la filosofía” también era bien versado en múltiples disciplinas como la botánica y la medicina, y por Dioscórides, médico, farmacólogo y botánico quien, al haber sido parte de ejercito romano, tuvo la oportunidad de viajar por el mundo y conocer distintas sustancias. Gracias a este conocimiento escribió, De Materia Medica, un manuscrito en el que menciona alrededor de 600 plantas y sus usos medicinales. En el, mencionó que el Aloe Vera era capaz de ayudar a la coagulación de la sangre en las heridas y a su rápida curación, así como la sanación de hemorroides y furúnculos.

Mentes brillantes

Por su valor para la guerra, se dice que fue el mismo Aristóteles quien, al ser tutor de Alejandro Magno, le recomendó colonizar la isla de Socotra, conocida por sus plantaciones místicas como la mirra y el Aloe Vera. Esta planta era de valiosa ventaja táctica, ya que al tener una larga sobrevivencia sin tener que estar plantada, podía tardar años en llegar al frente de guerra debido al alcance de las zonas de batalla, diezmando así sus ejércitos a causa de los heridos sin tratar.  Se suponía que esta isla sería la base de su ejercito para la conquista de India, dejando esta milagrosa planta curativa al alcance de sus tropas.

El elixir de la vida

Tan sorprendente es el poder curativo del Aloe Vera, en especial para los guerreros, que se le consideró el elixir de la vida e incluso se pensaba que, mediante su uso continuo, otorgaba la inmortalidad. Tal es el caso de los Samuráis, que no solo la usaban para curar heridas, también se untaban la pulpa de Aloe Vera para alejar a los espíritus y conseguir la indestructibilidad. Incluso los famosos y temidos Caballeros templarios atribuían su longevidad y fuerza a un compuesto elaborado con Aloe Vera al que denominaban “elixir de Jerusalén”. Puede que también se le haya atribuido esta cualidad debido a los resultados que tenia con la piel de aquellos que lo usaban de modo cosmético.

Aplicaciones en la Medicina y Belleza

Destaca el caso de las reinas egipcias Cleopatra y Nefertiti, cuya admiración por su belleza ha trascendido el paso de los siglos. Nefertiti, la “Belleza del Nilo” tomaba largos baños de leche de burra y Aloe Vera otorgándole una piel de belleza y suavidad envidiables. Cleopatra no solo tomaba estos baños, también se hizo preparar una loción para los ojos, elaborada con sábila, que dicen los expertos, pudo haber sido la razón por la que su mirada destacara tanto.

Incluso, dicen las leyendas de la tribu de los indios semínolas (Norteamérica) que el agua que fluía del centro de un conjunto de plantas de Aloe Vera era la fuente de la juventud. Probablemente no fuera verdad, pero fue justamente gracias al conocimiento de esta tribu, que el Aloe Vera hizo su entrada triunfal al siglo XX.

Probando nueva tecnología

En 1935 y con la útil aparición de los rayos x, también se tuvo que tratar las peligrosas secuelas que esta nueva tecnología dejaba en la piel, por lo que, el científico C.E. Collins por consejo de su hijo, recurrió a la investigación de las plantas usadas por los semínolas para comprobar si realmente el Aloe Vera podría servir para el tratamiento de ese tipo de quemaduras. 50 pacientes que presentaban lesiones causadas por la radiación, fueron tratados regularmente con aplicaciones tópicas del gel de Aloe Vera fresco. El resultado: Las quemaduras sanaron con mayor rapidez y dejando menos cicatrices que con otros métodos.

Esta primera investigación inspiró más trabajos alrededor del mundo para entender las sustancias que componen al Aloe Vera y su reacción en el cuerpo humano. Con el paso de los años se encontraron nuevas técnicas para usar todos sus componentes, aislar sus propiedades benéficas y probar su reacción al ser combinada con otro tipo de sustancias para mejorar sus cualidades, lo que ha resultado en usos que se han expandido desde su aplicación en la medicina, los cosméticos y hasta los productos naturistas.

Isabel, Duquesa de York
Isabel, Duquesa de York |  Trata la nueva máquina de rayos X en el Hospital de Middlesex. 1935

¿Qué es el Aloe Vera?

Nombre científico

Aloe Vera etimológicamente proviene del griego “aloe” y del árabe “alloeh” que puede traducirse como “sustancia amarga y brillante” mientras que la palabra Vera está en latín y significa “verdad”. A pesar de que su nombre actual es comúnmente aceptado, en otras palabras también ha sido nombrada de diferentes maneras como “sábila”, “Aloe Curacao” o “Aloe barbadensis Miller.

Aloe Vera planta

Así como Cristóbal Colon en su época llamó al Aloe Vera “el doctor en maceta”, en 1994 el doctor Wendell Winters, del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas, denominó al Aloe Vera como una “farmacia en una planta” por las más de 160 sustancias benéficas que la forman y su infinito potencial de aplicaciones para el campo de la medicina.

Se conocen más de 550 variedades de Aloe, siendo el Aloe Barbadensis Miller la más conocida y usada. Es parte de la familia de las suculentas, sus hojas son largas, con espinas en los bordes y crecen de manera céntrica alrededor del tallo. Suele tener flores en forma de cucurucho color amarillo, aunque hay especies similares que pueden ser verde tenue, rojo y naranja. Sus raíces son espesas y ocupan gran parte del espacio de la tierra, y aunque como la gran mayoría de las plantas, este es el medio por el que absorben sus nutrientes, su resistencia radica en la acumulación de agua en su interior.

Los secretos del Aloe Vera

La corteza de cada hoja es gruesa y su función, además de proteger, es sintetizar los nutrientes. La siguiente capa en su interior está cubierta por el acíbar, una pared de tejidos que protegen a la planta de la inclemencia y concentran la humedad en el interior.  Finalmente, en centro de la hoja de Aloe Vera se encuentra el mucilago, el cual, protege al agua que ha sido absorbida y convertida por la planta en gel o pulpa. Su textura es pegajosa, de color traslucido y le provee de resistencia ante las sequías gracias a la alta acumulación de agua. Tanto el acíbar, como la pulpa, tienen propiedades medicinales distintas, por lo que es muy importante saberlas diferenciar.   

Como ya mencionamos anteriormente la especie más popular es el Aloe Barbadensis Miller pero también hay otras especies populares como:

Aloína en el Aloe Vera

Al cortar por la mitad una hoja de Aloe Vera, se verá pulular un líquido de color amarillento, de olor penetrante y sabor muy amargo. Este liquido es conocido como aloína ó Acíbar, la cual tiene cualidades laxantes intensas por lo que es recomendado que, si se va a consumir Aloe fresco, se depure a la hoja de esta sustancia, dejándola drenar por unas horas o, separándola muy bien de la pulpa. Cabe destacar que justamente ese olor y sabor desagradable son el mecanismo de defensa que el Aloe Vera utiliza en contra de posibles depredadores.

aloína
Aloína

Al cortar por la mitad una hoja de Aloe Vera, se verá pulular un líquido de color amarillento, de olor penetrante y sabor muy amargo. Este liquido es conocido como aloína ó Acíbar, la cual tiene cualidades laxantes intensas por lo que es recomendado que, si se va a consumir Aloe fresco, se depure a la hoja de esta sustancia, dejándola drenar por unas horas o, separándola muy bien de la pulpa. Cabe destacar que justamente ese olor y sabor desagradable son el mecanismo de defensa que el Aloe Vera utiliza en contra de posibles depredadores.

Sin embargo, debido a sus cualidades cicatrizantes, la pulpa de Aloe Vera debe de estabilizarse, ya que en contacto con el aire se oxida y comienza a perder sus propiedades, por lo que, para retener sus componentes esenciales y cualidades o aumentar su vida útil, es preferible usarla de manera fresca o propiamente procesada.

¿Cómo extraer el Gel de Aloe Vera?

Estos métodos de procesamiento han variado con el curso de los siglos, y después de años de investigación para su aplicación en la industria farmacéutica, fue perfeccionado hasta la década de 1980. En la actualidad, se cuenta con dos métodos importantes altamente comprobados para obtener el Aloe Vera de forma segura.

En el primero, se busca mantener la hoja completa de Sábila depurándola mediante un proceso de limpieza con carbón. Primero, se parte la hoja, quitándole las espinas y la punta, después se muele completamente. Posteriormente, a esta mezcla coloquialmente llamada “guacamole”, se le pasará por diversos filtros que eliminaran impurezas y bacterias. En este filtraje, también se busca eliminar la aloína para evitar que el producto final tenga los efectos laxantes agresivos que esta produce.

El segundo método de procesamiento del Aloe Vera, es la versión “artesanal”. Consiste en separar cuidadosamente el gel de aloe vera de la corteza fileteando la hoja. No debe confundirse con la versión casera que se puede encontrar en distintos medios de consulta, ya que, para asegurar que el producto obtenido del Aloe Vera no este contaminado o contenga exceso de aloína, la pulpa separada es sometida a distintos procedimientos de limpieza y depuración, asegurando que el producto final, tenga mayor vida útil y se pueda disfrutar de todos sus beneficios.
Sin embargo es totalmente valido para usar la planta de forma casera.

Beneficios del Aloe Vera

Tú te preguntarás
¿Cuáles son estos beneficios del Aloe Vera de los que he oído hablar?

Como lo comentábamos anteriormente, desde la antigüedad se le atribuyeron muchísimas bondades, que por mucho tiempo se tomaron como “remedios de la abuela”. Sin embargo, la investigación constante en el campo de la medicina, llevo a los especialistas a comprobar los beneficios del Aloe Vera e incluso nuevas aplicaciones.

Los resultados han sido prometedores y se ha comprobado que el Aloe Vera ayuda a:

Sin embargo, estos solo son términos generales del amplio alcance del Aloe Vera y sus beneficios para la salud y la belleza.

¿Qué pasa cuando tomas Aloe Vera?

Cuando el gel de Aloe Vera es ingerido, por su forma viscosa y debido a su rápida cicatrización, limpia y atrae las toxinas que se quedan atrapadas en el intestino. En las paredes de este, es donde se asimilan los nutrientes de nuestra alimentación. Para protegerlo, hay una ligera capa fibrosa que atrapa aquellos elementos que nuestro cuerpo no necesita, pero cuando se acumulan o son muy tóxicos causan obstrucciones y malestares estomacales. Al pasar por el intestino, el Aloe Vera ayuda a eliminar esos residuos, así limpiándolo y permitiendo el libre paso y absorción de los nutrientes.

Otro de los beneficios más grandes y reconocidos del Aloe Vera, es la capacidad que tiene su pulpa para la reparación y la regeneración de la piel, además de sus propiedades antibacteriales y anti hongos. Como prueba de este poder, podemos notar como cuando las hojas de una planta sufren algún corte, en cuestión de días cicatrizan.

Por estas capacidades, es uno de los remedios mas poderosos para cicatrizar e incluso mejorar notablemente la tersura e hidratación de la piel.

Propiedades del Aloe Vera

Desde su “descubrimiento” por parte de la comunidad científica, el Aloe Vera ha sido altamente estudiado, y conforme el paso de los años, se le han encontrado cada vez más propiedades y compuestos que benefician al tratamiento del cuerpo. Las cantidades de los compuestos que se encuentran dentro del Aloe, puede que no sean tan grandes e individualmente sean insuficientes, sin embargo, su poder curativo radica en la cantidad de compuestos que constituyen a la Sábila, además de la forma en la que interactúan entre ellos.

VITAMINAS

  • Vitamina A (retinol)
  • Vitamina B1 (tiamina)
  • Vitamina B2 (riboflavina)
  • Colina
  • Βeta-caroteno
  • Vitamina B3 (niacina)
  • Vitamina B6 (piridoxina)
  • Vitamina B9 (ácido fólico)
  • Vitamina B12 (cobalamina)
  • Vitamina C (ácido ascórbico)
  • Vitamina E

MINERALES

  • Calcio
  • Fósforo
  • Potasio
  • Hierro
  • Sodio
  • Manganeso
  • Magnesio
  • Cobre
  • Zinc
  • Cromo
  • Celulosa
  • Glucosa
  • Galactosa
  • Manosa
  • Aldopentosa
  • L-ramnosa

ANTRAQUINONAS

  • Aloína
  • Ácido aloético
  • Ácido cinámico
  • Antraceno
  • Ácido Crisofánico
  • Resistanol

ENZIMAS

  • Amilasa
  • Bradiquinina
  • Catalasa
  • Ciclooxigenasa
  • Carboxipeptidasa
  • Lipasa
  • Nucleotidasa
  • Oxidasa
  • Fosfatasa ácida
  • Fosfatasa alcalina
  • Superóxido dismutasa

AMINOÁCIDOS ESENCIALES

  • Isoleucina
  • Leucina
  • Lisina
  • Metionina
  • Fenilalanina
  • Treonina
  • Valina

AMINOÁCIDOS SECUNDARIOS

  • Alanina
  • Ácido aspártico
  • Ácido glutámico
  • Arginina
  • Cistina
  • Glicina
  • Histidina
  • Hidroxiprolina
  • Prolina
  • Tirosina
  • Serina

La lista de componentes que se encuentran en el Aloe Vera es larga y, sin embargo, continuamente se están descubriendo más. Como en el caso del Aloemanano y el Acemanano, los cuales han demostrado ser potentes estimulantes del sistema inmunológico y antivirales. A estos hallazgos, también se puede agregar el de un poderoso germicida que ha sido nombrado Aloetina. Sin embargo, puede que el componente más importante de los encontrados sea el denominado Aloelucina, pues se ha descubierto, es el responsable de la regeneración de la planta gracias a su intervención directa sobre la producción de colágeno.

¿Para qué sirve el Aloe Vera?

Es por esto que, al haberse comprobado científicamente que el Aloe Vera es una planta de verdadera utilidad para la salud, se han hecho extensas investigaciones para su aplicación en campos específicos. Ya sea en su totalidad o aislando sus componentes, distintas áreas de la medicina y la cosmética han buscado aprovechar sus beneficios.

Aloe Vera para el estreñimiento

En la medicina se le ha encontrado utilidad para ayudar dolencias en específico, siendo el principal para el alivio del estreñimiento. Incluso en Alemania, el uso de aloína en dosis de 50 hasta 200 miligramos se ha regulado para su tratamiento. También, gracias al mucilago y su utilidad para regular los movimientos intestinales, se ha notado que el consumo de jugos o pulpa de Aloe Vera ha provocado cierta mejoría en pacientes con diarrea, aunque ha sido bajo estricto cuidado médico para evitar que empeore los síntomas.

Como se mencionó anteriormente, al limpiar el intestino de toxinas y ayudar a la fácil absorción de nutrientes, se ha encontrado que consumo de Aloe Vera es coadyuvante al tratamiento para disminuir y regular los niveles altos de grasas, glucosa y triglicéridos en la sangre.

De igual forma, por sus cualidades antiinflamatorias y cicatrizantes el consumo oral de Aloe Vera ha probado reducir e incluso prevenir la gastritis, acidez estomacal y reflujo biliar. Estas características, llamaron la atención en campo de la salud bucal, y se descubrió que además de cicatrizar eficazmente aftas, grietas labiales, herpes y úlceras bucales, su efecto antibiótico acelera la cicatrización de aquellos que habían tenido algún tipo de procedimiento bucal. En el caso de la inflamación y sagrado de las encías, también probó ser de gran ayuda para su tratamiento. E incluso, un efecto inesperado, fue la reducción de placa y prevención de caries. 

Aloe Vera cosmética

En la industria cosmética, el Aloe Vera ganó notoriedad pues se encontró que, durante su aplicación en el tratamiento de quemaduras, heridas, erupciones o algún otro uso médico de forma tópica, un efecto secundario interesante era rehidratación de la piel. El Aloe Vera es absorbido más rápida y eficazmente que cualquier otra sustancia, por lo que, gracias a su alto contenido en agua, hidrata la zona tratada, causando regeneración e incluso desaceleración en los efectos del envejecimiento causado por toxinas o los rayos UV. Asimismo, ha resultado ser de gran ayuda para combatir el acné, ya que no solo se encarga de limpiar las impurezas, también estimula la regeneración celular de la piel, previniendo también la aparición de puntos negros. Además, el poder cicatrizante del Aloe Vera Evita que queden las marcas del acné.

aloe vera en la piel

Aloe Vera para el cabello

En el caso de la industria del cuidado del cabello, también se han dado notables aplicaciones, ya que cura y repara el cuero cabelludo, ayudando a combatir la caspa y fortaleciéndolo desde la raíz. Además de ello, lo mantiene hidratado y saludable, fomentando su crecimiento. También, gracias a las proteínas, minerales y vitaminas del Aloe Vera, ayuda a eliminar las toxinas de la vida diaria y protege el cabello sometido a tratamientos químicos o al calor, evitando así, un mayor daño.

Aloe Vera para animales

Pero no solo se enfoca en personas el uso de Aloe Vera, ya que médicos veterinarios, en especial de áreas rurales, han recurrido a esta planta como una cura para los animales. Del mismo modo que con los humanos, se han tratado las lesiones y abrasiones que suelen sufrir animales de granja y/o competencia. Como ejemplo, animales que han sufrido algún tipo de quemadura por estar expuestos a incendios de plantíos e incluso aquellos que sufren de algún tipo de eccema o enfermedad de la piel, han sido tratados con tónicos o infusiones a partir de Aloe Vera, que han resultado ser un verdadero alivio para los animalitos.  Gracias a esto, su uso se ha extendido para mejorar la salud de los animales domésticos.

aloe vera en los animales

La industria alimenticia

Pero eso no es todo, ya que, por su capacidad imperecedera y propiedades antioxidantes, la industria alimenticia también ha apostado por el uso de Aloe Vera en los alimentos para aumentar su tiempo de vida. Los estudios aun siguen en proceso y se requiere aun mayor investigación, sin embargo, pruebas hechas en tomates a los que se ha cubierto con una capa comestible de Aloe Vera han alargado notablemente su tiempo de vida. Probablemente en unos cuantos años esta será una forma natural de aumentar el almacenamiento postcosecha.

Usos del Aloe Vera

Siendo tan extensas las aplicaciones del Aloe Vera y contando con mejores técnicas de procesamiento, es más que natural que existan una gran variedad de productos que la apliquen para mejorar la salud. Ya sea usando la planta entera, la pulpa o incluso solo ciertos ingredientes activos, podemos encontrar desde medicamentos y suplementos como jugos, capsulas, polvos y ungüentos, hasta artículos de la vida diaria como, cremas, shampoos, pasta de dientes, enjuague bucal, desodorantes, bloqueador solar e incluso rastrillos o papel higiénico. Obviamente muchos de estos productos también están destinados al uso exclusivo de las mascotas. Su rango puede ir desde el tratamiento y la mejora general hasta el tratamiento específico de ciertos padecimientos mediante el aislamiento de sus componentes.

Contraindicaciones

No cabe duda que lo natural siempre es mejor, pero existen tantos componentes en el Aloe Vera, que la falta de conocimiento de su aplicación, cuidados o tratamiento podría causar más daños que beneficios. En general consumir o usar Aloe Vera natural no es la mejor opción. La planta puede estar expuesta a muchas toxinas. Por ejemplo, el gel de Aloe Vera es muy bueno para curar y tratar las quemaduras por el sol, sin embargo, usarlo puro en la piel antes de exponerse al sol, puede causar manchas o quemaduras.

La aloína que contiene estimula el flujo sanguíneo en la pelvis y en el caso de las mujeres, en el útero, por lo cual en algunos lugares ha sido catalogado como emenagogo y sin una correcta atención médica, si se consume durante el embarazo puede causar complicaciones. Tampoco esta recomendada la ingesta del Aloe en niños menores de 12 años, ya que no se cuenta con suficiente información acerca de sus efectos.

También se debe tener en consideración que la planta de Aloe Vera es parte de la familia de las liliáceas, por lo que si se es alérgico a productos como la cebolla o los ajos es mejor evitarlo.

Recomendaciones de uso

like best health

De uso tópico, el Aloe Vera es relativamente seguro, sin embargo, si prefieres no arriesgarte o saber si eres alérgico a ella o alguno de los productos que deseas usar, la mejor opción es aplicar una pequeña dosis en el brazo y esperar 24 horas para ver si existen reacciones adversas.

Es recomendable no caer en excesos, pues incluso si la ingesta de Aloe Vera te ha funcionado, toma en consideración que tu cuerpo ha vivido mucho tiempo sin él y un cambio radical nunca es bueno. Usa cualquier producto por un tiempo máximo de 6 meses y descansa un par de semanas hasta volver a usarlo nuevamente. También, consultar a tu médico nunca está de más, ya que, aunque muchos de los beneficios del Aloe Vera ya han sido comprobados y, en algunos países aprobados, cada organismo es diferente y algunos podemos reaccionar de forma distinta a la mayoría.

Deja un comentario