Antes de conocer los beneficios de la linaza, necesitamos saber: ¿La linaza, qué es?

Es la semilla que se obtiene de la planta lino, cuyo nombre científico es Linum usitatissimum. Desde su descubrimiento, la linaza ha sido utilizada para elaborar harinas y aceites, acompañar ensaladas o decorar postres.

Si quieres aportarle una dosis extra de nutrientes a tu organismo, definitivamente debes incluir linaza en tu dieta. También puedes conseguirla como semilla de lino en dos presentaciones: molida o entera.

linaza-entera-linaza-molida

Pero ¿La linaza para qué sirve?

Durante años los expertos han estudiado sus propiedades, encontrando grandes beneficios de la linaza para nuestra salud. Con tan solo dos cucharadas de linaza molida al día, podrías reducir el estrés, acelerar tu metabolismo y aumentar tus niveles de energía.

Después de que leas este artículo, sabrás porqué los médicos y nutricionistas recomiendan tanto consumir linaza. Incluirla en nuestra alimentación será una tarea sencilla, ya que constituye una semilla muy versátil que combina perfectamente con una gran cantidad de alimentos.

linaza

Propiedades

  • Es una fuente importante de fibra
  • Contiene ácidos grasos Omega 3 y 6
  • Alta concentración de vitaminas del grupo B1, B2 y B6
  • El hierro, magnesio, fosforo y potasio también son parte de su composición
  • Su contenido de ácidos grasos es mayor que el de aceite de canola y soya
  • Posee sustancias antioxidantes

Linaza beneficios

Las propiedades de la linaza antes mencionadas, le dan la capacidad de regular el tránsito intestinal de forma efectiva. La fibra presente en su composición, es un elemento vegetal de gran importancia en la prevención del estreñimiento, formación de las heces, estimulación de las evacuaciones y mantenimiento de la flora intestinal.

“La linaza es una fuente importante de fibra”


Los investigadores también han demostrado la efectividad de la linaza para adelgazar. Esto es posible gracias a la cantidad de nutrientes de su composición que aceleran el metabolismo y mantienen el estado de saciedad por más tiempo. Si quieres potenciar el efecto de esta función adelgazante, puedes comer linaza con piña. Esta fruta tiene bajo contenido calórico, una elevada concentración de agua y sus propiedades también se han asociado a un metabolismo rápido.


Por otra parte, la linaza aporta al organismo omega 3 y 6, ácidos grasos esenciales que no podemos sintetizar. Una vez en nuestro sistema, estas sustancias pueden reducir los niveles de colesterol en sangre, mejorar nuestra circulación y prevenir problemas cardiovasculares.


Otro de los beneficios de la linaza es su poder antioxidante, pues contiene compuestos que eliminan los radicales libres potencialmente dañinos para las células y tejidos que se producen en nuestro cuerpo.

El mejor momento para consumir linaza, es en ayunas. Agrega una cucharada en un vaso de agua, mézclalo y bébelo. ¡Comenzarás el día con mucha energía!

linaza-desayuno